Las cocinas abiertas llevan con nosotros desde los años 50 y 60, con el boom de la televisión en color y las series americanas que empezaron a ”colarse” dentro de nuestros hogares. El imaginario europeo empezó a adoptar costumbres de este continente, antes mucho más ajeno, no sólo a nivel decoración, sino en relación a nuestros hábitos de consumo y ocio.

20130902_164336_ppal_marina

Cuando hablamos de cocinas americanas, nos estamos refiriendo , cómo no, a ese espacio cálido de nuestro hogar donde están situados nevera, electrodomésticos y muebles varios con una característica que le hace único y especial:  su condición de ”abiertas al salón- comedor”, normalmente gracias a un gran ventanal que funde los espacios y genera una sensación de amplitud visual muy acogedora.

200808281848560.foto006

47a8827a975d5141c3640ed415c2a00cb303

Aurosol